AlasViajeras.com

Traveling Wings in English

A dóndequieres

viajar

Ruta: Ljubljana-Bled

Esta ruta transcurre por Eslovenia y es recomendable hacerla en dos días.

Para utilizar las autopistas de Eslovenia es necesario comprar una viñeta, se vende en gasolineras o en la misma frontera. Existen diferentes precios, el mínimo es de 15€ por una viñeta válida para una semana, 30€ para una mensual y 95€ por la anual.

Aunque el tren es barato desde Zagreb, se tarda prácticamente el doble que por carretera, y así teníamos más libertad para poder ir después a Bled (adonde se llega también cogiendo dos trenes desde Ljubljana).

Ljubljana

La capital de Eslovenia se encuentra a unos 140 kilómetros de Zagreb por autopista. Merece la pena la visita tanto por la belleza de la ciudad como si es porque se echa de menos la Unión Europea.

Ljubljana o Liubliana puede visitarse en un día tranquilamente. Es una ciudad muy pequeña y con bastante ambiente estudiantil.

De abril a octubre pueden alquilarse bicicletas (2 horas por 1€) para recorrer la ciudad.

De Ljubljana me encanta el Puente Triple y el Puente del Dragón. También está bien subir al castillo en funicular para ver la panorámica de la ciudad.

Un sitio que está bastante bien para comer o cenar es Sokol, al lado del Ayuntamiento. Los camareros van vestidos con trajes típicos y no es caro.

Y por último, como curiosidad, la calle Kljucavnicarska Ulica, bastante inquietante…, y donde hay un bar de esqueletos…

Bled

Es uno de los paisajes más bellos de Eslovenia a tan sólo 55 kilómetros de Ljubljana. Bled posee los restos de un lago glacial con un pequeño islote en el centro. Existen barcas que te llevan a visitar el islote, donde hay una iglesia, por 12€/persona.

Merece mucho la pena dar un paseo alrededor del lago y subir al castillo para poder tener una vista completa del paisaje.

En verano debe de estar bastante más animado, ya que la gente se baña y practica deportes en el lago. Desde aquí se puede uno acercar a la garganta de Vintgar, aunque nosotros no pudimos pues la nieve impedía el acceso (otra vez será).

Regreso a Zagreb: 196 kilómetros, casi todo por autopista.”

Sergio Delgado – redactor www.alasviajeras.com