Saltar al contenido

De Cádiz al Mar Negro en busca de un récord

Al presentador de televisión Quico Taronjí le apasionan los retos y es por ello que acaba de empezar una ruta de 4.000 kilómetros desde Cádiz rumbo al Mar Negro para contemplar una travesía a bordo de un diminuto kayak de poco más de cinco metros.

Lleva más de una década presentado programas de televisión como “España Directo” (TVE1), “Informe DEC” (A3) o “Soy Adicto” (Cuatro). Su experiencia como conductor del espacio “La vuelta al mundo en directo” en Antena 3 le marcó sobremanera. Amante de retos imposibles y viajes en condiciones extremas, el periodista Quico Taronjí se enfrenta a sus 47 al que, dice, es su reto más difícil hasta la fecha y, esta vez, no tiene nada que con el mundo de la televisión.

Ayer, sobre las 10.30h de la mañana, Taronjí partía desde el Club Marítimo de Sotogrande en Cádiz montado sobre un kayak trimarán de cinco metros y medio de longitud hacia el Mar Muerto en lo que, espera, se convierta en todo un record guinness en la categoría de distancia en mar abierto sin apoyo alguno. Se trata de un kayak modelo Tandem Island de la empresa californiana Hobie Cat, sin cabinas, impulsado a vela y a pedales gracias al sistema mirage drive, inspirado en el movimiento de las aletas de los pingüinos al nadar. Taronjí deberá superar el anterior récord, de otro aventurero que cruzó de este modo la costa de los Estados Unidos.

En la travesía, que durará hasta finales del próximo mes de noviembre, se alimentará de plancton, caracoles, algas y los productos que pueda pescar. Deberá mezclar agua salada y dulce para sobrevivir, “cuando llueva cogeré el agua de lluvia. Es un juego de supervivencia”, ha declarado. Dormirá a la intemperie, “ataré sobre los brazos de carbono del barco con una especie de capucha para protegerme del rocío”, avanza, y va sin ningún tipo de vitamina alguna. ¿Sus máximos enemigos? por una parte, la soledad en la inmensidad de las aguas del mar Mediterráneo y delfines, ballenas y tiburones que podrían hacer volcar la tímida embarcación con la que pretende cruzar casi 4.000 kilómetros de distancia.

En tierra, seguirá su periplo el que está considerado como uno de los mejores clubs del mundo en navegación de Hobie, Abisal12 desde las Islas Canarias. Además, contará con el apoyo de patrocinadores como el Club Marítimo de Sotogrande, Hobie Cat, Rapala, Shimano y la Ciudad de Melilla aunque, confiesa, “he vendido todo lo que tenía, mi coche, mi piragua, cosas de valor y no he vendido la casa porque no tenía” para hacer frente a este reto. Italia, Malta, Grecia, Túnez y finalmente el Mar Negro serán las costas de los países que visite y cuyo periplo se podrá seguir en su blog Aislado.

Sergio Delgado – redactor www.alasviajeras.com