Saltar al contenido

Intenta cruzar el mar de Irlanda en una rueda de hámster

La bravura de este mar, que une las costas de Gales e Irlanda, es un problema para retos de este tipo. Pero Chris Todd no se da por vencido y asegura estar perfeccionando su extraña embarcación para conseguirlo.

Se llama Chris Todd, tiene 35 años y es irlandés. Desde pequeño, siempre le gustaron los animales, más concretamente los hamsters y también tuvo un sueño, cruzar a pie la distancia que separa Irlanda de Gales. ¿Cuál es el problema? Que ambas regiones del Reino Unido, se encuentran separadas por agua. Enseguida tuvo la solución, emular a un hámster, construir una rueda gigante y, tras meses de trabajo y creatividad, poder hacer realidad esta extraña peripecia.

Esta rueda, bautizada por su autor como Tredalo, está formada por una malla de alambre de grandes dimensiones, sujeta a una base flotante, donde Chris ha ido caminando como si fuera un hámster, consiguiendo avanzar por el agua y así unir ambos puntos sobre las frías aguas del mar de Irlanda. Dos flotadores a los laterales conseguían estabilizar la embarcación ante los recurrentes golpes de viento que se suceden en esta parte de UK.

Sin embargo, no todas estas peripecias tienen un final feliz. Y finalmente, tras más de ocho horas en alta mar y con 42 de los 106 kilómetros recorridos, Chris tuvo que abortar su aventura, “Pude ver el resplandor de las luces que iluminan las nubes sobre Irlanda, fue impresionante”, ha declarado el aventurero. Los timones fueron superados por el poder de las olas y finalmente la “embarcación” cedió.

Siempre acompañado por unas lanchas de apoyo, pronto acudieron a su rescate y Chris no resultó herido. Y es que Tredalo fue construida originalmente para cruzar lagos y no mares. En su interior se encontraba un sub-bastidor, dos cascos y una rueda de paletas gigante siendo capaz de soportar un peso máximo de 200 kg de y pudiendo alojar  hasta dos adultos o un adulto y dos niños sin problema.

En la actualidad, su autor está perfeccionando la extraña embarcación para superar de una vez por todas su reto. Mientras, hay ya gente interesada en comprarle el invento del que dice, “es perfecto para parques de atracciones”.

Sergio Delgado – redactor de www.alasviajeras.com